heridas

Las cinco heridas del alma: reconoce y supera tus limitaciones

Las heridas del alma son experiencias dolorosas de la infancia que afectan nuestra salud emocional, impidiendo que nos relacionemos con los demás y tengamos una vida plena. Descubre cómo identificar estas heridas y liberarte de ellas para iniciar un camino hacia el bienestar emocional.

Cómo Sanar las Heridas del Alma creadas en la infancia

A través de la autoconciencia, el trabajo interior y la comprensión de tus sentimientos es posible sanar tus heridas de la infancia. Buscando aquellas debilidades y áreas en los que necesitas más ayuda o madurez para abordarlas con amor propio y empatía hacia ti mismo.

Es por ello que aquí tenemos una serie de recomendaciones que puedes trabajar para comenzar o reforzar tu proceso de sanación, y que te ayudarán potenciar tu equilibrio emocional e impulsar tu desarrollo personal.

La herida de la Humillación: aprende a escuchar tu voz interior y tomar decisiones con confianza.

A menudo las personas que sufren de la herida de la humillación dudan constantemente, sintiéndose confundidas y atrapadas en un laberinto. Cuando se trata de tomar una decisión, no logran decidirse ni encontrar el nivel de confianza para hacerlo. Para salir de este estado es importante iniciar a escuchar tu voz interior. Al identificar tus valores y prioridades podrás comenzar a tomar decisiones con más libertad y seguridad.

La herida del abandono: si tienes muy marcada esta herida, debes aprender a perdonarte y reconocer tus errores para evitar el envenenamiento emocional.

Cuando una persona tiene esta herida del abandono muy marcada siente culpa experimenta un profundo envenenamiento emocional que controvierte su energía, afectando también la salud física. En muchos casos, esto se debe a la tendencia humana a percibirnos como seres imperfectos. Para sanar esto, es importante poner tu vida al centro de tu atención y empezar a escuchar tus oportunidades para crecer, no solo los errores del pasado.

El auto conocimiento es fundamental para sanar las heridas del alma | Pixabay

La herida del rechazo: desarrolla relaciones sanas, afrontando los patrones limitantes que te impiden alcanzar una curación emocional integral.

El rechazo es un tema complejo que puede originarse de distintas experiencias. Ya sea por comparaciones con otros, por la etiqueta que se nos asignó durante la infancia o por el simple hecho de desear lo que el resto ya tiene, el rechazo obsesiona y manipula a las personas. Para poder curar esta herida es imprescindible practicar la presencia consciente, y trabajar activamente en los pensamientos limitantes que desencadenan tus inseguridades.

La herida de la injusticia: aprende a restaurar tu autoestima para diseñar tu vida personal según tus propios parámetros.

La indiferencia es una de las cinco heridas del alma, que nos lleva a sentirnos poco valorados o incomprendidos por nuestro entorno. Sentirse inútil, sin ideas y confundido puede ser producto de la falta de atención, y es el resultado de vivir en un estado constante enfrentamiento con tu propio ser. Para sanarnos nos debemos creer y respetar como personas para deshacernos de las limitaciones impuestas e incorporar aquellas habilidades que nos permitan crear nuevos patrones para restaurar nuestra autoestima.

La herida traición: encuentra integridad entre lo que deseas para tu autorrealización, lo que creas posible y lo que logras cumplir realmente.

La herida del engaño nos hace ver la realidad de forma distorsionada. Esto ocurre debido a que subestimamos muchas veces nuestras habilidades y fortalezas porque hemos vivido alguna decepción, conflictos familiares, sentimentalismos mal resueltos. Para sanarnos necesitamos conectar con nuestro propósito de vida y darnos cuenta de que nada ni nadie puede definir cómo es realmente nuestro poder. Solo nosotros tenemos el control para verificar si realmente lo intentamos o los resultados fueron raíz de un proceso superficial o estamos comprometidos con conformar un futuro mejor.

Es importante destacar que para sanar las heridas del alma también es importante que te acerques a personas sanas que te ayuden a reforzar tu autoestima y a prosperar. Además de considerar el acompañamiento de un especialista o terapeuta que puede ser de gran ayuda.

También te queremos compartir este e-book que te ayudara paso a paso a identificar y sanar estas heridas:  https://activaccion.com/manual-liberate-de-las-heridas-de-la-ninez/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *